Como escoger bien una pizarra blanca

Es fundamental que cuando vas a comprar una pizarra blanca, elijas una que se ajuste a la perfección a todas tus necesidades. Las mejores del mercado, las podrás conseguir en la web de pizarras-blancas.es, puesto que son especialistas en pizarras, y te darán siempre los precios más bajos.

Pero, puede que no sepas exactamente cuál es la pizarra que debes elegir para que puedas conseguir un buen rendimiento. Por este motivo, te invito a seguir leyendo para que aprendas a escoger de una forma adecuada todas las pizarras blancas que necesites.

Puntos básicos para la elección de pizarras

A la hora de escoger las pizarras blancas para tu empresa o incluso para tu hogar, debes fijarte en los siguientes puntos para tomar una decisión de compra acertada:

Tipo de superficie

El tipo de superficie determinará en gran medida la durabilidad de la pizarra blanca que vas a comprar. Las superficies de melamina están hechas para un uso más esporádico y se mancharán más rápidamente.

Por su parte, existen las superficies de acero lacado o vitrificado, las cuales están diseñadas para el uso intensivo como el de una oficina o salón de clases. Estas pizarras además tienen superficies magnéticas, las cuales hacen que sean mucho más versátiles a la hora de usarlas porque podrás utilizar imanes.

Tamaño

El tamaño de la pizarra será fundamental, porque debe adaptarse por completo a los espacios donde las vas a utilizar. Por este motivo, antes de comprar tu pizarra, lo mejor es tomar las medidas que sean necesarias y así lograrás saber cuál es el tamaño óptimo para las mismas.

En el mercado, te encontrarás con múltiples tamaños de pizarras, desde las más pequeñas y portátiles hasta las que están pensadas para grandes salones. Por este motivo, la elección de una pizarra que se ajuste a tus necesidades será algo realmente básico.

Elementos de movilidad

Las pizarras bancas pueden ser muy versátiles y no necesariamente deben estar fijadas a la pared para cumplir con su función. Puedes encontrar pizarras de un tamaño pequeño o mediano que tienen un caballete para que se puedan colocar en cualquier lugar.

Por otra parte, también podrás encontrarte con pizarras grandes que se pueden mover fácilmente gracias a un sistema de ruedas. En todo caso, estos elementos son muy útiles si necesitas una pizarra que puedas mover por todas partes y que te pueda ofrecer la mayor versatilidad posible a la hora de conseguir un gran rendimiento.